Hacia una vivienda ecoeficiente

Hacia una vivienda ecoeficiente

Una de las grandes líneas de actuación del sector del ‘ladrillo’ nacional de cara a los próximos años pasa, según diferentes informes sectoriales, por la rehabilitación. En esta línea, las reformas de pisos para hacerlos más eficientes desde el punto de vista del gasto energético van a copar gran parte de las inversiones.

Consumo doméstico

Según los datos disponibles al respecto, el sector residencial representa en torno al 17% del consumo eléctrico final. Un hogar español medio consume cada año en torno a 10.521 kWh. Las viviendas de tipo unifamiliar en España tienden a desarrollar un consumo energético doméstico que es hasta 6 veces superior a las viviendas en bloque.

De acuerdo con la Estrategia Europea 2020, incorporada y adoptada por el Consejo Europeo, en nuestro país se deberán reducir los niveles de consumo de energía como mínimo en un 20%, todo ello a partir de una edificación y rehabilitación de viviendas ecoeficiente. En esta línea, las energías renovables deberán representar, con el horizonte de los próximos 5 años, una quinta parte del consumo energético total en la Unión Europea.

7 de cada 10 viviendas son ineficientes

Según las cifras manejadas por el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (http://www.idae.es/ ), más o menos el 73% de las viviendas en nuestro país cuentan con las calificaciones E o G.

calificaciones energéticas de las viviendas

Fuente: buildupskills.eu

En este sentido, de acuerdo con esos datos, más de 7 de cada 10 viviendas son ineficientes desde el punto de vista energético. Como podemos ver en esta información, la diferencia entre vivir en un piso con una calificación energética A y una G puede ser muy superior a los 2.300 euros. En esta línea, los expertos calculan que, en mayor o menor medida, alrededor de 9 de cada 10 viviendas en España (algo así como 20 millones de pisos y casas) precisan de actuaciones en forma de rehabilitación para hacerlas más eficientes desde el punto de vista energético.

La Fundación WWF estima que los trabajos de rehabilitación integral de un piso orientados a hacer de éste algo más optimizado en el aspecto energético permite reducir hasta el 80% el consumo global de energía, especialmente en lo que respecta a una menor dispersión del calor.

Valora esta página

Deja un comentario