Paves: decoración con paredes luminosas

Descubre los colores de la luz natural

El paves es una pieza de vidrio moldeado muy grueso que se coloca como un ladrillo o baldosa y que, a diferencia de otros materiales, aporta un valor decorativo singular al permitirnos jugar con la iluminación de los espacios allí donde un tabique opaco no nos lo permitiría. Aporta múltiples posibilidades de ejecución sin complejas maniobras ni costosos materiales complementarios.

El Paves es un producto muy sólido presentado en distintos tamaños y texturas que se utiliza en la fabricación de tabiques, suelos y techos translúcidos, creando ambientes de gran luminosidad y belleza. Sus principales características son luz, color y resistencia. Está compuesto por dos paredes exteriores cóncavas y una cámara interior de aire que añade a sus otras cualidades aislamiento térmico y acústico así como una gran resistencia a las altas temperaturas y a las inclemencias atmosféricas.

Luz y Color adicionales con paves

Al aportar luminosidad, el cristal de paves es adecuado para todo tipo de paramentos, paredes o muros. Para aumentar la iluminación natural de una habitación sin ventanas o de una sala oscura, el paves nos ayuda aportando un ambiente más ligero.

También se coloca en suelos y techos, uso cada vez más frecuente en discotecas y lugares públicos de ocio donde se le añade iluminación difusa por detrás.

Diseña y decora con paves

Podemos encontrar una amplia gama de diseños y complementos en cristal de paves para levantar paredes o elementos dentro de ellas con tonalidades afines. Nos permite ambientar cada espacio con un aire personal y un toque moderno muy original. Esto hace que cada vez se tenga más en cuenta por decoradores, arquitectos y constructores.
Antiguamente se usaba de forma masiva y, en la mayoría delos casos, sin demasiado gusto en paramentos verticales de centros de salud y recepciones de oficinas públicas y techos de almacenes subterráneos y sótanos bajo la acera por su luminosidad pero hoy en día se está recuperando de nuevo en diseños novedosos que lo rescatan de su anterior imagen de material soso y anticuado.

Decora tu salón con paves

El precio del pavés suele encontrarse entre los 5 y 15 euros por pieza en función de la calidad y complejidad de su diseño. Se fabrican elementos accesorios para rinconeras, esquinas, ventanucos y claraboyas que amplían sus posibilidades de uso y aplicación.

Colocación y empleo de paves sencillos

El sistema de colocación habitual es poner pieza sobre pieza de pavés como cualquier ladrillo al construir una pared normal pero, a diferencia de los ladrillos, se colocan en filas y columnas equidistantes como en un tablero de ajedrez ya que debemos insertar unas varillas de hierro entre las mismas para obtener la máxima estabilidad. La parte primordial es decidir los puntos de apoyo desde donde comenzar y la distancia de separación entre las piezas.
Para unirlas, se echa argamasa de forma irregular por cada lados en las juntas entre pieza y pieza. Esperamos un día para que seque y tire después sellamos las juntas para proteger el conjunto de la humedad del ambiente exterior o de la limpieza cotidiana o del agua de la ducha, donde es empleado cada vez con más frecuencia.

Aconsejamos utilizar un color de mortero o argamasa acorde con el tono del cristal: cemento blanco si tenemos las juntas del pavés de color blanco y crudo o pardo para darle un aire más cálido. En cualquier caso, el albañil puede tintar la pasta para poder jugar con los colores que indique el decorador o el arquitecto.

También podemos adquirir paneles prefabricados que facilitan y aceleran mucho la colocación. Aunque no es necesario ser un experto para manipularlos, recomendamos la contratación de profesionales que poseamos la experiencia necesaria para entregarle unos resultados óptimos y seguros.

¿Te gusta el interiorismo y la decoración con pavés?

Si la respuesta es sí, síguenos también en Facebook, Twitter y Google+ y no te pierdas nada.

Valora esta página

3 Comments

Deja un comentario